sábado, marzo 26, 2016

POR UNA MATERNIDAD PROTEGIDA

Detrás del nacimiento de este Blog, hay muchos años de dolor, resentimiento, tristeza, ira, frustración…en fin, muchas emociones negativas. Si no las hubiera sentido, no habría tenido la inspiración de Por una maternidad protegida. Aunque en mis palabras en estos artículos, todavía se puede ver que estos sentimientos han estado, y a veces, vuelven, cada vez siento que me influyen menos, y que poco a poco, mi día transcurre conectada a la luz, a las emociones más positivas, como la esperanza, el perdón, el amor, o la gratitud. Y, es desde este lugar de calma interior, desde donde me dirijo a vosotros. Perdonad, si en alguno de mis artículos, todavía se vislumbra la leona, que dijo “Basta ya”.
No busco la guerra, o la venganza, sino la paz. Si pienso en mi genuina motivación a crearPor una maternidad protegida, me encuentro con el deseo de contribuir a un cambio de conciencia. Me encuentro, con un deseo de contribuir a crear una sociedad mejor, de contribuir a apaciguar el dolor humano, de evitar tanto derroche de recursos en batallas judiciales, de contribuir a la libertad, y a la dignidad, de contribuir a elevar lo femenino, el ying al nivel del yang, y con ello la espiritualidad, la creatividad, la serenidad, y desde la paz, contribuir con humildad, a que seamos seres humanos más completos.
Por una maternidad protegida, es pues, un movimiento inspirado por la forma de hacer pacífica de Gandhi, Malala, o Mandela, desde la tolerancia, la paz, y el perdón.

ENTRADAS MAS POPULARES EN LA ÚLTIMA SEMANA

ARCHIVO CRONOLÓGICO