jueves, febrero 23, 2017

MACHISMO ASESINO por Miguel Lorente

Los 15 hombres que han asesinado este año a sus parejas y ex parejas no asesinaron a ninguna mujer en 2016. Los 52 hombres que mataron en 2016 no asesinaron en 2015. Los 54 asesinos de 2015 no acabaron con la vida de ninguna mujer en 2014... Y así podríamos continuar hasta tomar conciencia de que, en España, hay 60 hombres de media que cada año asesinan a sus mujeres.
60 hombres que no forman parte de grupos criminales ni están dentro de la delincuencia organizada ni de mafias asesinas. 60 hombres de todas las edades, de cualquier provincia, de entornos rurales y urbanos... Son 60 hombres tan normales que, cuando acaban con la vida de sus mujeres, los vecinos los consideran "buenas personas", "amables", "correctos y educados", tal y como vemos en los informativos cuando éstos cubren los homicidios por violencia de género.
Ellos mismos se consideran víctimas de las circunstancias cuando los entrevistan en prisión después de haber sido condenados por el homicidio cometido. Esto es lo que comprobé, personalmente, en una serie de entrevistas realizadas en 2011.Para la mayoría de estos hombres, todo son excusas y justificaciones, amparadas en las referencias culturales.
Y ésta es la clave para entender esta violencia y acabar con ella. No la situación y circunstancias de cada violento y asesino sino el contexto común a todos ellos. Y ese contexto es esa cultura machista que permite iniciar la violencia de género desde una normalidad que habla de hombres malos, borrachos y alcohólicos y de malas mujeres, madres y esposas.
Una normalidad que consigue que el 3% de la población de la Unión Europea considere que hay razones para maltratar a una mujer (Eurobarómetro, 2010) y que luego, cuando se produce la violencia y sus 60 homicidios anuales, sólo el 1'8% de la sociedad considere que se trata de un problema grave (CIS, enero 2017).
Mata el machismo, los machistas sólo ejecutan la conducta que han construido a partir de una sociedad distante, que sólo se detiene ante los homicidios para guardar minutos de silencio con los que seguir construyendo la ausencia en la solución.

ENTRADAS MAS POPULARES EN LA ÚLTIMA SEMANA

ARCHIVO CRONOLÓGICO