domingo, febrero 28, 2010

CUANDO SE ES VÍCTIMA

“Cuando una mujer es víctima de malos tratos no sólo es víctima por estar en el punto de mira de un machista violento, obstinado y perverso, no sólo es víctima de un personaje embaucador, falso y traidor, de maldad en vena y sin reinserción posible…Se es víctima además de una legislación que a pesar de haber sido elaborada a golpe de muertes, se aplica con timidez, una legislación pobre en recursos e incompleta y es, desde luego, una legislación ineficaz.

Pero también lo es de la Justicia, que a fuerza de ser asépticamente justa, puede llegar a sentenciar a una víctima a la condena eterna de la muerte. Porque desde el ilustre sillón de Su Señoría es imposible conocer hasta dónde es capaz de maquinar la mente perversa y retorcida y canalla, los bajos y miserables instintos de un vil maltratador.

Y víctima de unas instituciones tan politizadas como ineficaces, ancladas en una peligrosa pasividad, de espaldas a la realidad y carentes de un auténtico compromiso con las necesidades de la mujer víctima, unas instituciones de una irresponsabilidad que hacen estremecer.

Y víctima, en fin, de una sociedad que se cree avanzada, que se cree moderna y progresista y no se reconoce enferma de un machismo tan descarado y tan cruel que en peligroso juicio paralelo sigue culpando y condenando a la víctima como única responsable, mientras que con frivolidad e indiferencia, sigue mirando para otro lado.”

ENTRADAS MAS POPULARES EN LA ÚLTIMA SEMANA

ARCHIVO CRONOLÓGICO